Latinos dominan departamentos ofensivos en béisbol élite de EEUU

Washington, 4 oct.- Los jugadores de posición Salvador Pérez, de Venezuela y Yulieski Gurriel (Cuba), celebran el liderazgo de varios departamentos ofensivos en las Grandes Ligas de béisbol en Estados Unidos.

Pérez, receptor de los Reales de Kansas City, dominó el departamento de cuadrangulares de todo el circuito con 48, idéntica cifra alcanzada por el dominicano Vladimir Guerrero junior (Azulejos de Toronto.

Por detrás de ambos, se ubicó el talentoso jugador japonés Shohei Ohtani (Angelinos de Los Ángeles), autor de 46 estacazos.

En este casillero destaca además el también dominicano Fernando Tatis junior, quien como jugador de los Padres de San Diego despachó 42 bambinazos.

Asimismo, el enmascarado venezolano comandó las carreras impulsadas con 121, en cerrada lucha con el cubano José Dariel «Pito» Abreu (Medias Blancas de Chicago) que totalizó 117.

El tercer escaño fue para el dominicano Teoscar Hernández (Toronto) con 116 compañeros propulsados para el plato, Adam Duvall (Bravos de Atlanta) y el también «quisqueyano» Rafael Devers (Medias Rojas de Boston), ambos con 113.

Mientras tanto, en bases robadas y a ritmo de «Merengue», sobresalió más que nadie el también dominicano Starling Marte con  47 estafas.

Madero en ristre, sobresalió también el cubano Yulieski Gurriel, quien a los 37 años de edad, se erigió como en el jugador latino de mayor edad y el segundo de los Astros de Houston que gana una corona de bateo en el «Big Show».

Gurriel lideró el bateo en la Liga Americana con promedio de .319, producto de 169 indiscutibles en 530 veces al bate, con 31 dobles, 15 jonrones y 81 carreras empujadas.

Además, la «Piña Power», como le llaman sus admiradores, se convierte en el primer cubano que realiza tal hazaña desde que lo hiciera el pinareño Tony Oliva en la campaña 1971.

Detrás del Yuli terminaron su compañero de equipo Michael Brantley y Vladimir Guerrero junior, ambos con promedio de .311.

Si todo esto no bastara, el lanzador mexicano de los Dodgers de Los Ángeles, Julio Urias, comandó el casillero de juegos ganados con 20, escoltado por Adam Wainwrigth (Cardenales de San Luis), dueño de 17 victorias y su coequipero Walker Buehler, autor de 16 triunfos.

Mientras tanto, en promedio de carreras limpias, nadie tiró mejor que Corbin Burnes (Cerveceros de Milwaukee) con 2.43; en juegos salvados lo hizo Mark Melancon (Padres de San Diego) con 39 y en ponches propinados Robbie Ray (Toronto) con 248.

of-am

A %d blogueros les gusta esto: