Max Verstappen vs. Lewis Hamilton y los finales más emocionantes en la historia

Z

ESPN digital

Después de 21 carreras y de competir rueda a rueda en cada una, el holandés Max Verstappen (Red Bull) y el británico Lewis Hamilton (Mercedes) definirán al campeón del 2021 en la Fórmula 1 en Abu Dabi, cita a la que llegan empatados, por lo que quien quede adelante del otro será el monarca, por primera vez para el de Países Bajos u octava para el inglés, aunque este drama hasta el final en una campaña tiene antecedentes en la máxima categoría y hacemos un repaso de ellos.

1950

El primer campeonato de pilotos de F1 se decidió en la última fecha de la temporada. Al salir de Francia, el argentino Juan Manuel Fangio (Alfa Romeo) tenía una ventaja de cuatro puntos sobre el italiano Giuseppe Farina (Alfa Romeo); sin embargo, el local ganó en Monza para quedarse con el título por tres unidades.

1951

El Chueco de Balcarce tuvo su revancha al año siguiente, cuando venció a otro italiano, Alberto Ascari (Ferrari). El sudamericano salió del país transalpino dos puntos arriba en la tabla y para no repetir la decepción, se impuso en España para convertirse en monarca, con seis unidades más que su rival.

1958

La campaña de 1958 tuvo una definición emocionante porque al salir de la penúltima fecha en Italia, el inglés Mike Hawthorn le llevaba ocho puntos a su compatriota Stirling Moss (Vanwall), quien ganó en Marruecos, aunque el segundo puesto del de Ferrari fue suficiente para coronarse, por apenas una unidad.

1964

Otro duelo entre británicos se dio en el cierre del 1964, cuando tras el Gran Premio de Estados Unidos, Graham Hill (BRM) tenía cinco unidades más que John Surtees (Ferrari); no obstante, en México, el puntero quedó a dos vueltas del triunfador, mientras que el de la Scuderia fue segundo para obtener seis puntos y arrebatarle el campeonato.

1967

Tres años después, la pelea fue entre el neozelandés Denny Hulme (Brabham), quien tenía cinco de ventaja sobre el australiano Jack Brabham (Brabham) al salir de New York; a pesar que el segundo terminó por delante de su rival en el Autódromo Hermanos Rodríguez, no consiguió la diferencia necesaria para robarle el trofeo.

1974

Como ocurre en este 2021, la leyenda brasileña Emerson Fittipaldi (McLaren) y el suizo Clay Regazzoni (Ferrari) llegaron empatados (52 cada uno) a la clausura de 1974, pero el sudamericano terminó cuarto en Estados Unidos y el europeo en 11º, por lo que esos tres puntos fueron la diferencia en la tabla, en una cita en la que falleció el austriaco Helmuth Koinigg.

1976

La temporada de 1976, inmortalizada en la película Rush, tenía al austriaco Niki Lauda como líder al salir de Estados Unidos, con tres puntos de diferencia sobre el inglés James Hunt; sin embargo, en Japón ante condiciones adversas por la lluvia, el de Ferrari decidió abandonar y el tercer puesto del británico fue suficiente para coronarse por primera y única vez en el Gran Circo.

1981

El clásico sudamericano vivió su momento cumbre en la F1 en 1981, cuando el argentino Carlos Reutemann (Williams) tenía un punto más que el brasileño Nelson Piquet (Brabham) al llegar a la última fecha. En Las Vegas, el de Río de Janeiro fue quinto y sumó dos unidades, mientras que su rival fue octavo y se quedó en cero y sin campeonato.

1983

El piloto brasileño se volvió un experto en finales dramáticos y en 1983, a pesar de llegar a la clausura dos puntos por detrás del francés Alain Prost aprovechó que el de Renault sufrió una falla en su automóvil para quitarle el cetro, al terminar tercero en Sudáfrica y obtener cuatro unidades que fueron definitivas.

1984

Dos leyendas del serial, Lauda y Prost, llegaban al cierre separados por apenas 3.5 puntos, en favor del austriaco. La victoria del francés en Portugal le dio nueve unidades, pero Niki fue segundo en ese Gran Premio y cosechó seis para imponerse en la tabla a su compañero en McLaren por sólo .5 de distancia.

1986

El conductor francés tuvo la suerte a su favor en 1986, cuando llegaba a la clausura en Australia a seis puntos del líder, el británico Nigel Mansell (Williams), pero el inglés sufrió un problema en una llanta en Adelaida y quedó fuera, por lo que el triunfo de Prost en la carrera significó también su bicampeonato en la máxima categoría.

1994

El primer título del alemán Michael Schumacher (Benetton) no estuvo exento de polémica, ya que al llegar al final la campaña estaba una unidad arriba del inglés Damon Hill (Williams) y en Australia ambos contendientes protagonizaron un choque que los dejó fuera de competencia y provocó que el germano fuera el monarca, aunque algunas voces señalaron que el accidente fue intencional.

1997

Tres años después, Schumi, ya en Ferrari, volvió a estar en el ojo del huracán, ya que llegaba al cierre de 1997 con un punto de ventaja, esta vez sobre el canadiense Jacques Villeneuve (Williams). En Jerez, los dos aspirantes chocaron, aunque el norteamericano pudo quedarse en pista y terminar tercero, para llevarse cuatro unidades que le dieron la corona, mientras el germano abandonó y después fue descalificado de la temporada por esa acción.

1999

Rumbo a la definición de 1999, el norirlandés Eddie Irvine (Ferrari) tenía cuatro de ventaja sobre el finlandés Mika Häkkinen (McLaren); sin embargo, el segundo ganó en Japón para llevarse 10 unidades, mientras que el del monoplaza rojo ocupó la última posición del podio para sumar cuatro y quedarse sin campeonato.

2007

En uno de los finales más emocionantes que se recuerden, al llegar a Brasil en 2007, el británico Lewis Hamilton estaba cuatro puntos arriba de su compañero en McLaren, el español Fernando Alonso y siete sobre el finlandés Kimi Räikkönen de Ferrari, pero en Sao Paulo triunfó el de la Scuderia para sumar 10 unidades, mientras que el asturiano fue tercero (6) y el inglés fue séptimo (2) por lo que el trono lo ocupó Iceman.

2008

Hamilton obtuvo su revancha un año después, cuando llegó a la definición con siete puntos de distancia respecto al brasileño Felipe Massa (Ferrari) y aunque el sudamericano ganó en casa, el quinto lugar y sus cuatro unidades fueron suficientes para que el inglés consiguiera su primer título en F1, por la mínima diferencia.

2010

El antecedente más reciente de una temporada pareja fue hace 11 años, cuando Fernando Alonso (Ferrari) llegaba al cierre con ocho puntos de ventaja sobre el australiano Mark Webber y 15 sobre el alemán Sebastian Vettel, ambos de Red Bull; no obstante, en Abu Dabi el germano se impuso (25), el español fue séptimo (6) y el australiano, octavo (4), por lo que el campeón fue quien llegaba tercero.

2021

Luego de ganar en México, Verstappen tenía una ventaja de 19 unidades sobre Hamilton; no obstante, el británico se impuso en fila en Brasil, Catar y Arabia Saudita para empatar el registro del de Países Bajos en 369.5 y provocar una clausura emotiva en Abu Dabi el domingo 12 de diciembre, porque quien termine por delante del otro se coronará en el serial.

Después de 47 años, la definición de una campaña de F1 vuelve a estar en manos de dos pilotos empatados en el liderato de la tabla, un par de conductores que en las últimas cinco carreras han terminado primero o segundo, ahora quien vea la bandera a cuadros en Yas Marina por delante de su rival se habrá impuesto en un 2021 para el recuerdo.

A %d blogueros les gusta esto: