VIAJE DE LUJO: Vladimir Guerrero llegara a Colorado lleno de records y fama

Llegará al Juego de Estrellas en Colorado con varias distinciones, además de lideratos importantes

Vladimir Guerrero Jr. ha sido un éxito con el bate y su producción ha encantado al llamado gusto popular. Ese apoyo de los seguidores de las Grandes Ligas se puede comparar a un cuadrangular con las bases llenas.

Guerrero Jr., de 22 años de edad, es el más joven en la historia que logra la distinción de ser el más votado para un Juego de Estrellas al obtener 2,704,788 millones de sufragios. Desplazó de esa marca a Cody Bellinger, de los Dodgers, quien lo hizo con 23 años en 2019.

Para tener una idea de lo aplastante que fue en la elección de los fanáticos basta con señalar que Vladimir Jr. apareció en el 75 por ciento de las boletas entre los defensores de la primera base.

Yuli Gurriel, de los Astros de Houston, fue el que más cerca le quedó y estuvo en un 15 por ciento. Guerrero pertenece a los Azulejos de Toronto, equipo que ha tenido su cuota de fenómenos para el Juego de Estrellas.

El también dominicano José Bautista ocupó la silla de mando de votos para las versiones de 2011, cuando obtuvo más de siete millones de votos (7,454,753), y 2014, fecha en la obtuvo más de cinco millones (5,895,019).

Otros criollos que han recibido la distinción son Alfonso Soriano, en 2004 con Texas (3,466,447); David Ortiz, en 2005 con Boston (4,138,141); Albert Pujols, en 2006 con San Luis (3,418,555) y 2009 (5,397,374) y Álex Rodríguez, en 2007 (3,880,515) y 2008 (3,934,518). En esas temporadas estaba con los Yanquis de Nueva York.

Vladimir es uno de cuatro dominicanos que serán titulares para el próximo Juego de Estrellas, que será celebrado por ocasión 91 en la historia de las Grandes Ligas. La cita es el 13 de julio en el Coors Field de Denver, Colorado.

Fernando Tatis III, torpedero de los Padres de San Diego y el más votado en la Liga Nacional, Rafael Devers, antesalista de los Medias Rojas de Boston, y Teóscar Hernández, compañero de Guerrero Jr. en Toronto, donde acciona en los jardines, completan el grupo.
Todos asisten por primera ocasión en sus respectivas carreras a la cita que marca la pausa de la extensa serie regular de las Mayores.

Puro dominio

Al inicio de la jornada de ayer de las Grandes Ligas, Guerrero Jr. era el principal cañón de la Liga Americana. Nadie reúne tantos lideratos en importantes departamentos ofensivos como él.

Arrancó como el mejor en porcentaje de embasarse (.440); en OPS (1.108) y en total de bases (191).

Por igual estaba segundo en promedio de bateo (.336); jonrones (26); remolcadas (66); hits (96); anotadas (64) y porcentaje de “slugging” (.668).

El fornido inicialista ya tiene 26 cuadrangulares, una cantidad que superar el total de jonrones disparados en sus dos campañas anteriores. En 2019 sacudió 15 y en 2020, la contienda recortada a 60 partidos por la pandemia del COVID-19, se quedó con nueve.

Tras mucha inconsistencia y un mar de críticas por su bajo rendimiento, Vladimir dio un giro a su sistema de entrenamiento y aumentó las horas en el gimnasio y en el terreno.

Se fajó a trabajar desde antes de terminarse la pasada campaña y le dedicó muchas horas a un régimen muy intenso de práctica, distanciándose de todo lo que tenía que ver vida social. Se entregó a su oficio. El resultado fue una mejorada condición física y unos números impresionantes. El público del béisbol se lo reconoce con un viaje de lujo al Juego de Estrellas.

A %d blogueros les gusta esto: