Comerciantes de Santiago preocupados por situación comercio RD y Haití

Santiago. La nueva crisis política surgida en Haití por el asesinato a tiros del presidente Jovenel Moïse y las heridas de gravedad recibida por su esposa Martine Moïse, vuelven a complicar las relaciones comerciales con la República Dominicana, según expresan industriales y productores avícolas que ven con preocupación la inestabilidad en el vecino país.

Para la Asociación de Comerciantes e Industriales de Santiago (ACIS) y la Asociación Nacional de Productores de Huevos (Asohuevos), la falta de control institucional en el pueblo haitiano impacta a los sectores productivos de ambos pueblos que viven del trasiego de diversas mercancías.

Además, consideran que la crisis política también     constituye una amenaza a la seguridad por la frontera debido a la estampida de ciudadanos haitianos que pudie-ran intentar ingresar al país.

“Esta situación no solo nos compromete en el sentido de que habrá una parálisis del comercio por el tiempo que tome la normalidad, sino la amenaza por el hecho de que se pierde el orden, los controles y la institucionalidad”, manifestó el presidente de la ACIS, Sandy Filpo.

Filpo dijo que los orga-nismos internacionales deberán enfocar todos sus esfuerzos para restablecer el orden institucional en Haití, tras la muerte del mandatario y las heridas a la primera dama.

Sostuvo que la situación actual es peligrosa, por lo que saludó la iniciativa del gobierno del presidente Luis Abinader de convocar a los mandos militares para salvaguardar la zona fronteriza y proteger a los dominicanos ante cualquier hecho que pueda ocurrir por los disturbios en Haití.

Por su lado, el presidente de Asohuevos, Manuel Escaño señaló que la comercialización de este producto resulta afectada de manera considerable por los problemas suscitados en la vecina nación.

Explicó que hacia Haití se exporta el 20 por ciento de la producción nacional de huevos, es decir, que la crisis política actual pone en a-prietos a los comerciantes y amenaza con la inestabilidad de precio en el mercado local.

“Esta situación nos afecta considerablemente, ya que hacia Haití exportamos el 20% de los huevos que producimos aquí, es decir, que, de 200 millones de unidades mensuales de huevos, esto representa 40 millones de unidades que van al vecino país”, indicó.

A %d blogueros les gusta esto: