134 muertos: el día que dos aviones chocaron sobre Nueva York y se estrellaron en Brooklyn y Staten Island la navidad de 1960

Apenas nueve días antes de la navidad de 1960, la mañana del viernes 16 de diciembre una tragedia aérea acabó con la vida de 128 personas a bordo de dos aviones y 6 más que estaban en tierra en Brooklyn, generando el desastre de aviación más mortífero en el mundo hasta ese momento.

El siniestro ocurrió cuando el vuelo 826 de United Airlines procedente de Chicago perdió comunicación sobre el río Hudson y se desvió hacia el espacio aéreo del vuelo 266 de TWA.

Tras impactar en el aire, el avión TWA L-1049 se desplomó en Millar Field (Staten Island) y el DC-8 United se estrelló en Park Slope (Brooklyn). Un sobreviviente inicial, el niño Stephen Baltz, de 11 años, viajaba solo y se salvó porque estaba acurrucado en el regazo de una aeromoza en el avión de United. Fue arrojado a un banco de nieve con el impacto, resultando muy quemado e intoxicado por inhalar combustible. Murió al día siguiente.

Existe un monumento para él en el Methodist Hospital, a donde fue llevado. “Ahora, 61 años después, nuevos edificios se alinean en la calle (de Brooklyn), con las cicatrices del pasado apenas visibles”, recordó 

El vuelo de United Airlines iba a aterrizar en el aeropuerto Idlewild (hoy JFK) y llevaba 84 personas cuando chocó en el aire con el TWA Lockheed L-1049 Super Constellation que descendía hacia el interior de la ciudad, en ruta a LaGuardia. Allí venían 44 personas, procedentes de Dayton y Columbus, Ohio.

El DC-8 de United se estrelló contra la sección Park Slope de Brooklyn en la intersección de la 7ma Avenida y Sterling Place, esparciendo los restos y prendiendo fuego a diez edificios de apartamentos, Pillar of Fire Church, la funeraria McCaddin, una lavandería china y una tienda de víveres. Además de todos los pasajeros y tripulantes, seis personas murieron en el suelo, entre nieve recién caída. La aeronave TWA se estrelló en la esquina noroeste de Miller Field, con algunas secciones cayendo en New York Harbor.

La causa probable del accidente fue identificada en un informe de la Junta de Aeronáutica Civil de EE.UU.: “El vuelo 826 de United procedió más allá de su límite de autorización y del espacio aéreo asignado por el Control de tráfico aéreo. Un factor que contribuyó fue la alta velocidad del United DC-8 cuando se acercaba a la intersección de Preston, junto con el cambio de autorización que redujo la distancia en ruta (…) en aproximadamente 11 millas”.

En 2010, en el 50 aniversario del accidente se inauguró un monumento a las 134 víctimas de los dos choques en el cementerio Green-Wood de Brooklyn, sitio de la fosa común donde se colocaron los restos humanos que no pudieron ser identificados.

El accidente fue el tema de un episodio de la serie documental “Why Planes Crash” de The Weather Channel, emitido por primera vez en abril de 2013

A %d blogueros les gusta esto: