Exdirector del Cestur obtuvo millonario inmueble en Samaná “en efectivo y sin financiamiento”

El exdirector del Cuerpo Especializado de Seguridad Turística (Cestur), Juan Carlos Torres Robiou, compró un lujoso apartamento en Samaná valorado en medio millón de dólares, pero supuestamente lo hizo por medio de una empresa de la pastora Rossy Guzmán para evitar levantar sospechas.

Al menos eso aseguró Raúl Alejandro Girón durante un interrogatorio realizado por la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca).

“Todo eso fue hecho para distraer el bien y borrar el rastro del propietario real, el cual es el imputado General Juan Carlos Torre Robiou, puesto que el mismo no tendría forma alguna de justificar la compra en efectivo, y sin financiamiento”, explicó Raúl Alejandro Girón, el imputado que en mayo pasado admitió ante el tribunal su participación en el entramado religioso-militar que denunciaron los fiscales.

Con la expresión “todo eso”, Girón se refirió a un supuesto préstamo RD $7,500,000 a la empresa de la pastora el cual negó, así como también el pago de una supuesta deuda de RD $13,260,000 contraída con su padre, Vicente Girón De la Cruz, la cual también negó.

Pero Girón no fue el único en afirmar que Torres Robiou es el verdadero propietario del apartamento turístico, sino que varios empleados del Cestur así como también la empresa vendedora corroboraron el dato.

“Los testigos David Abreu Padilla, Migel Cancu, Jacobo Horacio e Israel Blanc Hernández, reconocen el inmueble de Balcones del Atlántico como propiedad del imputado Juan Carlos Torre Robiou, llegando a realizar pagos de mantenimientos por esta”, señala la acusación presentada por la Pepca en contra del principal imputado en la investigación “Coral 5G”.

El documento añade que el pago del mantenimiento del inmueble salía del Cestur, de dónde también se desviaban otros pagos fijos de índole personal, siendo el encargado de cuentas por pagar de Cestur, Abreu Padilla, el responsable.

Asimismo, el vendedor del apartamento entregó voluntariamente su celular en el que los fiscales encontraron 75 conversaciones con el general Torres Robiou, el coronel Rafael Núñez de Aza y la pastora Rossy Guzmán a través de WhatsApp, las cuales “evidencian que realmente el apartamento es del general Juan Carlos Torres Robiou”.

¿Cómo adquirió el inmueble?

Los fiscales señalan que Torres Robiou utilizó la empresa Único Real State e Inversiones SRL, propiedad de Rossy Maybelline Guzmán Sánchez (la Pastora), para adquirir un apartamento “suntuoso” en el condominio Balcones del Atlántico, ubicado en Las Terrenas, provincia Samaná.

El inmueble, con un valor aproximado en la actualidad de medio millón de dólares, fue adquirido por unos RD $13,327,000, el 30 de agosto de 2019 a la empresa Kratos Ventures Inc., representada por Samuel Pou Coen, quien reconoció ante las autoridades que Torres Robiou fue el comprador y “que este le pone en contacto con su ‘ayudante’, el coimputado coronel Rafael Núñez de Aza, quien se encargó de hacerle el pago del dinero acordado”.

La pastora habría explicado al Minsiterio Público que la compra del apartamento en Samaná se realizó con los fondos de las utilidades de su empresa Único Real State, conjuntamente con el préstamo de más de siete millones de pesos que supuestamente Girón le hizo, aunque este luego lo negó.

Un año después de comprado, el inmueble es vendido por RD $14,260,000, menos de la mitad del valor actual del apartamento, lo que fue catalogado por las autoridades como “extraño”.

“La misma imputada Rossy Maybelline Guzmán Sánchez establece que, desde la adquisición de este inmueble, el mismo se encuentra bajo la posesión del General Juan Carlos Torre Robiou, ex director del Cestur, supuestamente a título de alquiler, pagando un monto mensual de US$3,000, situación que corrobora la ilicitud”, mencionan los fiscales en la acusación.

El representante de Kratos Ventures Inc. estableció además, según la Pepca, que el coronel Núñez de Aza es quien le envía los datos de la empresa Único Real State e Inversiones SRL, para realizar el contrato de venta y a la vez le pone en contacto con la imputada Rossy Maybelline Guzmán Sánchez.

Otros inmuebles

Además, de la propiedad en Balcones del Atlántico, el expediente señala que el general de la Fuerza Aérea adquirió dos villas próximas al Rancho Arroyo Naranjo, ubicado en Jarabacoa; una de ellas fue comprada en abril de este año.

Junto a su cónyuge, Greybby Maria Cuello Coste, posee un apartamento en el residencial Torre Regatta Residences, ubicado en el Distrito Nacional, el cual fue adquirido en agosto de 2018 y, casi un año después, adquirió un terreno rural ubicado en Monte Plata.

Operación Coral

En el expediente de la Operación Coral fue la primera vez que se escuchó de la vinculación del general de la Fuerza Aérea de República Dominicana (FARD) y ex director, Juan Carlos Torres Robiou, al presunto entramado religioso-militar destapado por la Procuraduría General de la República.

La solicitud de medida de coerción contra seis personas, entre ellas el exjefe de escolta del expresidente Danilo Medina, Adan Cáceres Silvestre, mencionaba que Torres Robiou había alquilado el inmueble ubicado en Samaná por US $3,000 mensual, aunque su uso era “esporádico”.

A principios de mayo, cuando aún no había sido imputado, aunque sí mencionado, el general se declaró lis­to para ofrecer su versión sobre los eventos genera­dos por la imputación de dos oficiales que prestaban servicios en esa insti­tución.

“El referido inmueble se encuentra bajo la posesión del General de Brigada, Piloto F.A.R.D. Juan Carlos Torre Robiou, quien es el director del Cuerpo Especializado de Seguridad Turística, (CESTUR) y superior jerárquico del imputado Raúl Alejandro Girón, a título de alquiler, pagando un monto mensual de tres mil dólares estadounidenses (US$3,000.00), situación en extremo sospechosa, toda vez que no hace sentido lógico, alquilar un inmueble por un monto cuantioso y usarlo esporádicamente”, ha establecido el Ministerio Público en su investigación sobre el mayor general Adán Cáceres, jefe de escolta del expresidente Danilo Medina.

En esta ocasión, el Ministerio Público lo acusa de coalición de funcionarios, asociación de malhechores, desfalco contra el Estado y falseamiento en la declaración jurada.

Coerción

“Coral 5G”, así ha sido denominada la más reciente investigación de la Pepca que involucra, además del general Torres Robiou, a otros tres generales y más miembros de altos rangos activos en las filas castrenses, acusados de pertenecer a un entramado que movió al menos RD $4,500 millones en propiedades y productos financieros.

Junto al exdirector del Cestur se encuentran apresados hace dos días el general Julio Camilo de los Santos Viola, también de la FARD, y el general Boanerges Reyes Batista, del Ejército de República Dominicana.

Asimismo, el capitán de navío Franklin Antonio Mata Flores, José Manuel Rosario Pirón, el coronel Carlos Augusto Lantigua Cruz, el coronel Miguel Ventura Pichardo y la cabo Jehohanan L. Rodríguez Jiménez , así como también Erasmo Roger Pérez Núñez y César Félix Ramos Ovalle.

Hasta el momento las autoridades han incautado unas 125 propiedades a los involucrados en el caso, luego de realizar al menos 49 allanamientos en el Distrito Nacional, y las provincias Santo Domingo, La Vega y Santiago la noche del pasado miércoles.

A %d blogueros les gusta esto: