Mujeres que han alcanzado altas posiciones en la Policía

En una profesión tradicionalmente considerada solo para hombres, como lo es el trabajo de policía, las mujeres han sabido superar barreras hasta obtener los más altos rangos dentro la institución del orden y, recientemente, los puestos de subdirección y de vocería.

Con su designación como subdirectora general de esta fuerza de seguridad en agosto del 2020, la general de brigada Teresa Martínez Hernández se convirtió en la primera fémina en ocupar esa posición y es la única activa que ostenta el rango de general de brigada.

Otro cargo de suma importancia que ha quedado en manos de una mujer es la Dirección de Comunicaciones Estratégicas, que desde hace dos semanas ocupa la teniente coronel Ana Jiménez Cruceta.

Estas dos designaciones han tenido lugar en la gestión del presidente Luis Abinader, quien ha asegurado que “desde el Estado se pone en práctica la igualdad y equidad en cada una de las acciones que desarrollan”.

Pero no solo esas mujeres han logrado ascender a altas posiciones dentro de este cuerpo armado, puesto que otras cuatro féminas han alcanzado el rango de general de brigada en la historia reciente de la PN.

Daisy Liriano Paulino fue la primera mujer en ser ascendida al grado de general de brigada en la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas, y también la primera y única que ha logrado el rango de mayor general.

Otras oficiales que ostentaron el rango de general de brigada fueron Zunilda Rodríguez, Juana Campusano Jiménez y Luz María Nin Terrero.

Ellas aportan desde todos los grados. La institución del orden actualmente cuenta con 7,128 damas en sus filas, entre ellas una general de brigada, 57 coroneles, 71 tenientes coroneles, 130 mayores, 215 capitanas, 275 primeras tenientes, 475 segundas tenientes, 43 cadetes, 729 sargentos mayores, 1,174 sargentos, 1,232 cabos, 1,389 rasos, 95 conscriptas, 1,126 asimiladas y 116 igualadas.

En los últimos dos años, en casi todos los rangos se ha incrementado la cantidad de mujeres que lo ostentan, ya que a principios de 2018 había una general de brigada, 30 coroneles, 65 tenientes coroneles, 88 mayores, 186 capitanas, 384 primeras tenientes, 485 segundas tenientes, 440 sargentos mayores, 1,020 sargentos, 1,197 cabos, 1,350 rasos y 141 conscriptas.

En ese entonces, el total de mujeres que prestaba servicios a la institución era de 6,636, de las cuales 5,414 eran agentes y 1,222 eran asimiladas.

Destaca su rol. La PN resaltó que la mujer policía “cumple con un rol preponderante dentro de las filas de la institución por su disciplina, responsabilidad y desempeñar un papel conciliador y humanitario, dado a su condición de madres”.
Añadió que muchas damas policiales “han sido pioneras en sus distintos roles, logrando alcanzar los resultados en sus respectivos mandos, además de la admiración de sus compañeros de armas”.

A %d blogueros les gusta esto: