Escuelas de NYC dan parte de tranquilidad sobre casos COVID-19 y recuerdan que hay protocolos de seguridad en pie

Han pasado ya tres semanas desde que inició el nuevo año escolar en la Ciudad de Nueva York, con casi 1 millón de niños regresando a las aulas de los más de 1,600 planteles que hay en todos los cinco condados, y padres como Pilar Rodríguez, quien tiene dos hijos en una sede de primaria en Long Island City, en Queens, confiesan no estar muy seguros sobre cómo el COVID-19 está afectando actualmente a las escuelas.

La madre de familia aseguró que aunque a diario recibe reportes de las autoridades escolares de la escuela donde estudian sus niños, sobre el número de casos positivo que se descubren, no sabe si sentirse “tranquila o preocupada”, pues dice que fuera del plantel escucha informaciones que la confunden.

“La verdad que en este momento me estoy haciendo bolas, porque no sé exactamente qué está pasando con el COVID, si ya se fue, si ya no hay pandemia o si estamos de nuevo en riesgo”, comenta la mexicana, quien hizo referencia a las declaraciones recientes del presidente Biden, quien manifestó que el país ya no estaba más en pandemia. “En la escuela además sigo oyendo que hay niños y maestros enfermándose e incluso que han cerrado salones, y la mayoría de pequeñitos que conozco no se han vacunado, y eso me preocupa, pero en los maestros nos dicen que las cosas están bien. Pero en las noticias escucho que hay miles de casos diarios”.

Ante dudas como estas, el Departamento de Educación de la ciudad de Nueva York (DOE) dio un parte de tranquilidad sobre el impacto que el COVID ha tenido en las escuelas.

De acuerdo a datos suministrados por esa agencia, aunque actualmente la amplia mayoría de las escuelas están reportando algunos casos de COVID, como se aprecia en un mapa interactivo que han elaborado para que los padres hagan seguimiento directo de lo que ocurre en tiempo real, no hay escuelas cerradas ni planteles bajo evaluación.

Sin embargo, y a pesar de que el DOE no ha suministrado todavía el porcentaje de positividad del COVID en las instalaciones escolares, que desde hace muchos meses han sido considerados los sitios más seguros de la Gran Manzana sobre ese mal, los datos revelan que 1,237 contagios (882 entre estudiantes y 355 entre maestros y personal escolar) fueron reportados el último día. El índice de contagios diarios en toda la ciudad actualmente es de 9.2%.

Jenna Lyle, vocera del Departamento de Educación, insistió en que las escuelas de la ciudad están preparadas para seguir garantizando la seguridad de los niños y maestros en relación COVID-19.

La vocera del DOE destacó que “Como siempre, continuaremos siguiendo la ciencia y ajustando la orientación si es necesario”.

Asimismo el DOE asegura que “cada estudiante y adulto en un salón de clases con un caso positivo recibirá inmediatamente un kit de prueba rápida en el hogar y deberá realizar dos pruebas en cinco días”.
También las escuelas siguen comprometidas en “hacer que la vacunación sea fácilmente accesible y esté disponible para todos (…) y sistemas de ventilación en pleno funcionamiento respaldados por dos purificadores de aire en cada salón de clases”.

Sobre el cierre de escuelas como medida preventiva, el DOE agregó que “se cerrarán solo cuando el Departamento de Salud e Higiene Mental de la Ciudad de Nueva York (DOHMH) determine que existe una transmisión generalizada. Con las medidas de salud y seguridad implementadas, esperamos que el cierre de escuelas sea limitado”.

Pedro Frisneda, vocero del Departamento de Salud de la Ciudad de Nueva York, también reveló que las autoridades de salud de la Gran Manzana siguen trabajando conjuntamente con las escuelas a fin de garantizar que los contagios de COVID permanezcan bajos, pero advirtió que no hay que bajar la guardia.
“Hemos estado en una fase de transición durante mucho tiempo entre la emergencia y la endemicidad. Ya no estamos en esta fase de emergencia de la pandemia, pero aún no hemos definido cómo es la nueva normalidad o la endemicidad y este es nuestro proceso para llegar allí”, dijo el funcionario de Salud, haciendo un llamado a los padres a que vacunen a sus niños.

“Hemos visto una disminución sostenida de casos y hospitalizaciones. Sin embargo, hemos visto una y otra vez cómo nuevas variantes y aumentos están a la vuelta de la esquina. La mejor manera de protegerse a sí mismo y a sus hijos contra futuros aumentos repentinos es vacunarse o ponerse la dosis de refuerzo, si es el momento oportuno”, agregó Frisneda. “La ciudad está promoviendo la vacuna/refuerzo en las comunicaciones con las familias escolares, incluidas las cartas que acompañan a las pruebas caseras que se envían a los estudiantes después de la exposición. Estas comunicaciones incluyen información sobre los nuevos refuerzos y el sitio de búsqueda de vacunas para que las familias puedan encontrar sitios con los nuevos refuerzos”.

Protocolos con los que las escuelas públicas combaten el COVID-19

  • La vacunación sigue siendo considerada por el DOE como la mejor manera de reducir el riesgo de COVID-19. Puede llamar al 877-829-4692 para encontrar una ubicación cerca de usted.
  • Todavía se requiere la vacunación para todos los visitantes que ingresan a los edificios escolares.
  • Todavía se requiere la vacunación para todos los empleados del DOE
  • Todavía se requiere la vacunación para otras personas que trabajan en los edificios del DOE
  • Ya no se requiere la vacunación para participar en actividades extracurriculares de alto riesgo, incluidos los deportes PSAL de alto riesgo.
  • Quédese en casa si está enfermo: los estudiantes y el personal deben quedarse en casa si muestran algún síntoma de COVID-19 u otras enfermedades y hacerse la prueba de COVID-19.
  • Aislarse si el COVID-19 es positivo: los estudiantes y el personal que den positivo en la prueba de COVID-19 deben aislarse durante 5 días y pueden regresar a la escuela el día 6 si no tienen síntomas o si los síntomas están mejorando. Deben usar máscara hasta el día 10 después del inicio de los síntomas o la fecha de la prueba positiva, lo que ocurra primero.
  • Estos casos deben informarse a su escuela para que puedan informarse en la sala de espera para recibir notificaciones de exposición.
  • Deben hacerse la prueba si se expone a COVID-19: los estudiantes y el personal que están expuestos a COVID-19 deben hacerse la prueba
  • Estas personas deben recibir pruebas caseras de su escuela y tomar dos pruebas, con al menos 24 horas de diferencia, el día 4 y el día 5 de su exposición.
  • Todas las personas expuestas deben controlar la fiebre y otros síntomas de COVID-19 durante 10 días después de su exposición. Si comienzan los síntomas, no deben asistir a la escuela y deben aislarse y hacerse la prueba de COVID-19 nuevamente de inmediato.
  • A partir del primer día de clases, las escuelas ofrecerán kits de prueba en el hogar a aquellos con una posible exposición en la escuela y a aquellos con síntomas.
  • Además, cada miembro del personal y estudiante recibirá 4 pruebas por mes para llevar a casa. Estas pruebas pueden ser utilizadas por las familias de la escuela para realizar pruebas debido a síntomas, exposiciones, actividades de alto riesgo (como viajes y grandes reuniones) y pueden dar resultados inmediatos al personal y a los estudiantes.
  • Las escuelas tienen todas salas de situación: donde deberán informar los casos positivos de COVID-19
  • La Sala de Situación proporcionará a las escuelas comunicaciones estandarizadas para sus comunidades y notificará a las comunidades escolares sobre casos en sus escuelas a través de correo electrónico diario y el mapa diario de COVID.
  • Se recomienda encarecidamente que los estudiantes y el personal, independientemente del estado de vacunación, que usen una máscara cuando estuvieron expuestos a alguien con COVID-19
  • Se monitorea la ventilación en los edificios diariamente y realizar cualquier trabajo requerido de manera oportuna
  • Se mantendrá la limpieza rutinaria de las superficies.

Pin It on Pinterest

A %d blogueros les gusta esto: