El periódico digital más leído en RD

NEW YORK

Señalan problemas que afectan comunidad dominicana del exterior.

NUEVA YORK.- Los altos precios de los servicios consulares, la repatriación hacia RD de cadáveres pertenecientes a familias de escasos recursos y la falta de una oficina en RD que los oriente para no ser estafados al invertir en el país, son algunos de los problemas que afectan la comunidad dominicana en el exterior.

El criterio es del senador dominicano y vocero del PLD en la Cámara Alta, Iván Lorenzo, quien en reciente visita a esta ciudad expresó su preocupación ante la falta de atención a sus compatriotas.

“Es preocupante los altos precios que por los servicios consulares pagan los dominicanos. Tenemos que unificar todos los esfuerzos necesarios, las fuerzas vivas de la comunidad dominicana en el exterior para que podamos hacer realidad una ley que modifique los asuntos consulares que por más de 79 años está siendo utilizada por los políticos dominicanos”, reiteró.

Preguntado el por qué siendo su partido (PLD) gobierno en el país no lo hicieron, respondió: “Alrededor de 20 años dirigimos los destinos del país, pero estoy planteando esta iniciativa en un momento que soy oposición, pero el PRM, PRD ni el PRSC siendo gobierno y oposición lo han hecho”.

Añadió que: “tenemos 179 años de vida republicana y de esos 79 teniendo una ley obsoleta, que de conformidad con los nuevos tiempos no sirve”.

“Estamos planteando la modificación a esa ley consular para que se pueda bajar la tasa y aprovechar esos recursos que engrosan a las cuentas de los cónsules para ayudar a miles de dominicanos que sienten la necesidad de repatriar sus seres queridos a RD y no pueden”, precisó.

“Poderlos ayudar y lleven con dignidad la repatriación de sus seres queridos, porque hasta en eso se hiere la dignidad de un dominicano, al pasar penurias detrás de unos centavos para poder repatriar un cadáver”.

Se mostró de acuerdo en que “por lo tanto que aporta a la economía dominicana”, se cree una institución de asesoría para cuando el quisqueyano decida retirarse y hacer algún tipo de inversión no sea estafado.

“Vemos con preocupación que cuando un dominicano se retira al país y con sus ahorros decide instalar un negocio en RD, con facilidad puede ser estafado y abusado, entonces tiene que haber un organismo, una oficina de consultoría y protección, porque al tener varios años fuera del país no conoce el mecanismo legal”, expuso el senador.