El periódico digital más leído en RD

OPINIONTECNOLOGIA

El desarrollo de la ciencia y la tecnología china no tiene frenos

En 1978 Deng Xiaoping identificó certeramente 4 áreas prioritarias para catapultar la economía china: agricultura, industria, fuerzas armadas y desarrollo científico y, efectivamente, este último ha sido la plataforma que ha hecho posible el impetuoso desarrollo de la economía y la construcción de una poderosa fuerza militar que ha garantizado la estabilidad nacional e integridad territorial.

No ha habido valladar para que China avance en ciencia y tecnología y registre constantemente nuevos éxitos y logros excepcionales, estos siguen siendo el basamento esencial para un impetuoso desarrollo económico que, con hechos irrefutables, desintegra los ridículos intentos de desacreditarlo y minimizarlo. Liderando los principales indicadores que miden la fortaleza científica de una nación, registraba a finales de 2023 mas de 1,66 millones de patentes de invención de alto valor para un aumento interanual de 25,7%. Las innovaciones se registraron en sectores clave destacándose que ese año el número de patentes de invención efectivas de valor adquiridas en industrias emergentes estratégicas alcanzó 1,17 millones, 22,5% más que en 2022.

En Beijing no escatiman recursos para potenciar el desarrollo y poder de las ciencias y la innovación. En 2023 el presupuesto en Investigación y Desarrollo (I&D) marcó la impresionante cifra de 458 500 millones de dólares, 8,1% mas que en 2022. Los resultado obtenidos de tal nivel de inversión elevan la competitividad industrial de sectores tradicionales y estimula el desarrollo de nuevas fuerzas productivas de calidad. Desde el Ministerio de Ciencia y Tecnología se trabaja en el desarrollo de nuevos talentos a la vez que se profundiza la reforma institucional en sectores científicos y tecnológicos para elevar su eficiencia ante los desafíos del futuro. La dirección del país insta a acelerar la autosuficiencia nacional en ciencia y tecnología.

China ha creado 178 zonas especiales de desarrollo industrial de alta tecnología en las que, en 2023, su producción económica rondó 2 millones de millones de dólares; son centros de “cultivo” de industrias de alta tecnología promoviendo la nueva industrialización que busca el país y garantía de la seguridad de las cadenas industriales y de suministro. Estas zonas potencian el desarrollo económico al reunir casi el 80% de los principales laboratorios nacionales y 70% de los centros nacionales de innovación manufacturera.

China busca ahora profundizar la integración de la innovación en ciencia y tecnología con la innovación industrial potenciando nuevas fuerzas motrices.

La Redacción

El periódico digital más leído en Santiago de los Caballeros y toda Republica Dominicana