Washington – Con más de 8,7 millones de contagios y más de 226.000 fallecidos, Estados Unidos, el país del mundo más afectado por la pandemia, está experimentado cifras récord de infecciones diarias de la covid-19, lo que aumenta la preocupación ante la proximidad de las festividades de Halloween y Acción de Gracias; mientras que el presidente Donald Trump clama por el regreso a la normalidad.

«Los votantes me van a juzgar por un montón de cosas, y una de las que hemos hecho realmente un buen trabajo es con la covid. Tendríamos millones de gente muerta si no hubiésemos hecho lo que hicimos», dijo Trump, quien ha pasado de minusvalorar el virus a reconocer su gravedad, desde la Casa Blanca antes de partir para un acto de campaña en Michigan.

En los últimos días, el mandatario ha insistido, pese a que los números han repuntado en las últimas semanas, en que la pandemia «está terminando».